Intendente de Coquimbo ordena inscribir las islas frente al rechazado proyecto Dominga, para proteger la zona

isla_pajaros2

Los islotes frente a la iniciativa minera ahora son propiedad del Estado, que busca “proteger la biodiversidad” justo por donde pasaría el tráfico marítimo desde y hacia el terminal. Un avance en la protección de la zona.

Previo a las Fiestas Patrias, la Secretaría Ministerial de Bienes Nacionales en la Región de Coquimbo inició el proceso de inscripción de una serie de islas e islotes ubicados en la costa de La Higuera, comuna donde se emplaza el proyecto marítimo y minero Dominga.

Se trata de los territorios conformados por las islas Tilgo, Chungungo, Pájaros 1 y 2, además de los islotes Farellones 1, 2 y 3.

En total, son 151,6 hectáreas que pasarán a nombre del fisco chileno, que se convierte así en propietario de los accidentes geográficos que colindan con las rutas marítimas que llegan al proyecto. Uno, incluso, se ubica frente a la discutida iniciativa.

La instrucción vino directamente del intendente de la IV Región, Claudio Ibáñez, quien en marzo pasado ya había manifestado su oposición a la iniciativa de Andes Iron. Esto último, durante la sesión de la Comisión Regional de Evaluación Ambiental, que calificó negativamente su impacto ambiental.

“Con una instrucción que di a nivel regional, se están realizando las gestiones para materializar la inscripción ante el Conservador de Bienes Raíces de La Serena”, explica Ibáñez, para quien esas áreas son “parte de la Reserva Nacional del Pingüino de Humboldt, desde el sector Caleta de Hornos, hasta Chañaral de Aceituno, al sur de Atacama”. También sostiene que la medida administrativa es “una forma de proteger la biodiversidad”.

Dominga fue desestimado por segunda vez en agosto, cuando el Comité de Ministros votó en contra del proyecto. La inversión de US$ 2.500 millones pretendía la construcción de un terminal marítimo para la exportación de mineral de hierro, además de las obras del yacimiento de este mineral.

Las faenas de construcción comprometían 10 mil puestos de trabajo en su fase de construcción, más otros mil empleos durante la operación. Andes Iron anunció que apelará por “arbitrariedad e ilegalidad” al Tribunal Ambiental de Antofagasta.

Cuestionamientos

Concejales de la comuna de La Higuera calificaron la medida adoptada por Ibáñez como un “bloqueo” a la propuesta minera de Andes Iron. Esto, pues sugieren que se crearía un área marina protegida, similar a la Reserva Pingüino de Humboldt, que impedirá el flujo naviero de alto tonelaje en un radio de 1,8 kilómetros.

Acusan, además, falta de información y transparencia del proceso, pues el área comprometida no tendría las mismas implicancias restrictivas para el proyecto Cruz Grande del grupo CAP (ver infografía).

infografa islas

“Esto representa un ‘no’ a Dominga y su puerto. Les cierra además las oportunidades a los pescadores. Lo que cuestiono es que nosotros somos parte de ese territorio y de esa administración, y nos están pasando a llevar”, esgrime la edil Rosita Guzmán.

Con esta posición coincide Marcelo Godoy, concejal y dirigente del Sindicato de Pescadores de Totoralillo Norte, quien añade que enviaron una carta a la seremi de Bienes Nacionales manifestando su oposición, debido a que “históricamente hemos ocupado las islas. Nuestro temor es que el Estado concesione estas islas y nosotros, como pescadores, no vayamos a contar con los recursos de la zona”, precisa.

La seremi del Medio Ambiente hará el próximo jueves una reunión con organizaciones de pescadores de La Higuera para presentar una propuesta de área marina costera, presumiblemente una expansión de la Reserva del Pingüino de Humboldt.

DISTANCIA
Cinco kilómetros al norte de Totoralillo Norte se construirá el puerto Cruz Grande del grupo CAP.

Fuentes: economiaynegocios.cl, impresa.elmercurio.com

Deja un comentario

  • (will not be published)