Dominga busca apoyo en ONGs extranjeras ad portas de alegatos en Tribunal Ambiental de Antofagasta

DSC_0440-735x400

Aunque suene ilógico, insólito e incluso irrisorio, Andes Iron -que aún pretende buscar la luz verde para concretar Minera Dominga – anda en búsqueda de ONGs extranjeras que apoyen su proyecto, con el fin de que elaboren una propuesta de área marina protegida en el área costera de La Higuera que no bloquee actividades portuarias.

¿Es esto posible? Sabiendo que en la localidad de Huasco la CAP arroja 5 mil toneladas de relaves AL DÍA a 80 kms de Reserva Nacional Pinguinos de Humboldt? O que el relave de Minera Dominga se ubicaría en sector de Negrillo, lugar del Desierto Florido, y que tendría una altura de 108 metros? No olvidar que generaría ruido y vibraciones por tronaduras en área de influencia de cetáceos en peligro de extinción, ni que la planta desalinizadora succionaría más de 96 mil m3 de agua de mar diarios, desde una Reserva Marina.

De esta forma, cabe preguntarse: ¿es posible que haya una ONG en el mundo que apoye este proyecto minero?

Los dueños del proyecto minero-portuario Dominga, que fue rechazado con polémica por parte del Comité de Ministros, están a la espera del pronunciamiento del Tribunal Ambiental de Antofagasta para zanjar su futuro y saber si, finalmente, se puede convertir en realidad.

La iniciativa, propiedad de Andes Iron, busca invertir US$ 2.500 millones para producir hierro y cobre desde una operación en La Higuera -Región de Coquimbo- y exportarlo desde un terminal que se construiría en la zona costera de esta comuna.

El puerto es lo que mayor rechazo genera, dada su cercanía con la Reserva Nacional del Pingüino de Humbolt. Esto, pese a que con anterioridad la autoridad aprobó Cruz Grande, terminal de CAP todavía más próximo al parque.

Sabiendo de las dudas que genera en parte de la población la construcción del puerto, según comentan conocedores, Andes Iron estaría realizando acercamientos con ONGs internacionales para que elaboren una propuesta de área marina protegida en el área costera de La Higuera, que no bloquee actividades portuarias.

De acuerdo a fuentes ligadas a instituciones ambientalistas, la estrategia de la empresa sería acercarse a organismos que creen compatible el desarrollo industrial sustentable con el de la protección de la naturaleza.

Para esto, añaden las fuentes, existirían conversaciones con algunas ONGs basadas en Estados Unidos, especialmente en California, cuna de este tipo de instituciones en América del Norte.

Agregan que la empresa no haría el contacto ni financiaría la iniciativa de forma directa, sino que a través del centro de investigación científica Casa del Mar, que fue propuesto y presentado por Andes Iron en la reclamación ante el Comité de Ministros y el Tribunal Ambiental de Antofagasta.

En caso de aprobarse esta área -siempre y cuando el tribunal ambiental acoja la reclamación de la compañía-, Dominga podría allanarse a hacer modificaciones al proyecto, que lo hagan compatible con el nuevo estándar de protección de la bahía de la Región de Coquimbo.

Al respecto, fuentes de la empresa señalaron que están 100% abocados a la defensa judicial de su proyecto. Sin embargo, consideran que “hoy es crucial compatibilizar el desarrollo con la sustentabilidad ambiental y social”.

Proceso actual

La estrategia que pondría en marcha Andes Iron nacería como respuesta a la idea promovida por el intendente de la Región de Coquimbo, Claudio Ibáñez, para establecer un área marina protegida en las costas de La Higuera, que sería más restrictiva para las actividades económicas, ya que recoge el trabajo presentado por la ONG Oceana.

Aunque desde 2010 estaba presente esta idea, en octubre de 2017 Ibáñez instruyó al seremi de Medio Ambiente retomar y acelerar esta discusión.

Marcha Dominga
Muchas han sido las manifestaciones de la comunidad contra Minera Dominga.

Según una presentación de la Seremi de Medio Ambiente de la IV Región -que publicó “El Mercurio” en noviembre pasado-, se planeaba presentar la propuesta final de esta área protegida para la aprobación del Consejo de Ministros para la Sustentabilidad a fines de febrero, ya en la etapa final de la actual administración.

Escenario con Piñera

De acuerdo con analistas, un apoyo de ONGs internacionales a un área protegida marina en la que tenga cabida una instalación como el puerto de Dominga haría más factible la viabilidad del proyecto.

En caso de ser acogida la reclamación de Andes Iron por el Tribunal Ambiental de Antofagasta, el proyecto deberá ser votado nuevamente por la Comisión de Evaluación Ambiental (CEA) de Coquimbo o, directamente, por el Comité de Ministros, esta vez, durante el primer año de la nueva administración Piñera.

US$ 2.500 millones es la inversión que requiere Dominga.

9.800 trabajos crearía el proyecto minero-portuario en su peak de construcción. Mientras que en operación alcanzaría los 1.450 empleos.

12 millones de toneladas de concentrado de hierro y 150 mil de concentrado de cobre produciría Dominga de concretarse y entrar en régimen.

El financiamiento se haría a través del Centro de Investigación Científica Casa del Mar.

Fuente: elcomunal.cl

Deja un comentario

  • (will not be published)